miércoles, 26 de agosto de 2009

Celulares, ¿distractores o herramientas?

“Yo también tuve un ladrillo”

¿Quién no ha dicho esta frase? y claro, con ella no nos referimos a que antes coleccionábamos materiales de construcción, si no que pertenecemos al grupo de usuarios del recordado celular Nokia 5110, el cual en tamaño, peso, herramientas y estética varía bastante de los modernos celulares existentes en el mercado actualmente. Y es que los teléfonos móviles están dentro de los artefactos tecnológicos más usados y que más se han modernizado.

Si tuviste “un ladrillo” y quieres ver que en realidad existieron celulares más grandes que él, o si posees un móvil con sistema touch y full Internet y quieres seguir maravillándote de toda la tecnología que posee, lee la siguiente información donde se presenta la historia de los tan necesarios e indispensables teléfonos móviles.

En sus inicios el celular no fue creado para que todos los ciudadanos pudiéramos comunicarnos desde cualquier lugar, sino que su inicio se remonta a la segunda guerra mundial donde ya se veía que era necesaria la comunicación a distancia, por lo cual la compañía Motorola creó un equipo llamado Handie Talkie H12-16, que es un equipo que permite el contacto con las tropas vía ondas de radio cuya banda de frecuencias en ese tiempo no superaban los 60 MHz.

Desde este período se comenzaron a modificar y mejorar las características de este nuevo aparato. Y fue Martín Cooper, considerado “el padre de la telefonía celular”, quien en el año 1983 realizó una llamada a sus competidores de AT&T desde su móvil mientras estaba en el cargo de gerente general de sistemas en la empresa Motorota.

El nombre de este teléfono era Motorola DynaTAC 8000X, pesaba 793 gramos y media 13" x 1.75" x 3.5", era analógico y tenía un precio de USD $3.995. Este primer celular corresponde a la primera generación, la cual se caracterizó por ser analógica y estrictamente para la voz.


La segunda generación apareció en los años 90’, y trajo consigo el cambio de análogo a digital. Los protocolos empleados en estos sistemas soportan velocidades de información más altas por voz, pero limitados en comunicación de datos. Se pueden ofrecer servicios auxiliares, como datos, fax y SMS (Short Message Service). Luego la tercera generación apareció con mejores y más modernas herramientas entre ellas el acceso a Internet.

Como observamos, los avances en materia de telefonía celular han sido bastantes, así como también su cobertura (en Chile casi un celular por cada habitante, año 2008) y usos, porque ya no solamente cumplen su fin principal, comunicarse, si no que sus herramientas nos permiten ocuparlos ya sea como cámara fotográfica o hasta como despertador.

Por esta amplia cobertura, es que casi la totalidad de los jóvenes en nuestro país posee celulares, donde los más pequeños no se quedan atrás. Debido a esta popularidad de los teléfonos móviles aparece un nuevo problema, la presencia de los celulares en las salas de clases y sus interrupciones, por lo tanto nos preguntamos ¿es correcto que los alumnos lleven sus celulares al colegio? ¿Puede influir en la enseñanza que los niños estén con sus teléfonos móviles en el aula? ¿Son un aporte negativo o positivo para los procesos de enseñanza-aprendizaje?

En Argentina por ejemplo, en algunas provincias se optó por prohibir, mediante leyes, que los niños lleven sus móviles al colegio, por ser fuentes de distracción para la clase. (Visita la noticia aqui)

Pero como docente nos preguntamos, ¿es esta la solución? ¿Si algo nos interrumpe nuestra clases simplemente lo prohibimos? ¿Cómo escuela debemos ir en contra del uso de aparatos tecnológicos o más bien debemos enfocarnos a enseñar a los alumnos a tener un uso responsable?



Ottone y Hopenhay, en la revista Pensamiento Educativo, nos plantean que la nueva sociedad del conocimiento presenta al sistema educativo la necesidad de incorporar las tecnologías a la sala de clases, y más que luchar contra ellas como enemigas, debemos reconocer su influencia en los escolares, observarlas como herramientas fortalecedoras de la enseñanza y buscar caminos para desarrollar en el alumno habilidades y conocimientos que le permitan relacionarse de manera responsable con ellas.

Frente a esto ya existen docentes que han visto en el celular una nueva herramienta para sus clases, como el caso de un proyecto en Estados Unidos que presenta problemas de matemática a los estudiantes por medio de sus celulares, o de una profesora que presenta la novedosa sugerencia de utilizar el celular para que los alumnos fotografíen las faltas de ortografía que observen a su alrededor y luego las lleven a la sala de clases para comentarlas. O siguiendo estos consejos que en Internet se dan a los jóvenes para aprovechar el celular


* Aprovecha su alta tecnología en grabación de audio y calidad de imagen, para hacer un archivo de las clases o fotografiar las presentaciones más importantes.
* Por su alta fidelidad de sonido e imagen y gran capacidad de memoria, es posible guardar en ellos datos, info. y mucho material de apoyo.
* Incluso, puedes grabarte repitiendo la materia, antes de una disertación, y luego, revisar la imagen para que veas qué tal o has hecho.




Link para acceder al proyecto de problemas matemáticos en USA



En el siguiente video puedes ver la historia del celular, pero comienza desde los 02:20 minutos, porque anterior a ello se muestra la historia de la arroba (@), o si quieres también puedes aprovechar de conocerla

video


Referencias



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada